Patrick O’Hare, jefe de análisis de mercados en Briefing.com, este caso es parecido al de Game Stop, por la especulación alrededor de esta empresa.

“Son juegos de dinero. En una señal de los tiempos. No hay ninguna razón fundamental para justificar los movimientos que observamos”, resumió.

La creciente popularidad de Trump entre sus partidarios también podría explicar en parte del avance de esta empresa. Trump jamás reconoció a Joe Biden, quien lo derrotó en noviembre pasado en unas reñidas elecciones.